Cuando te acostumbras hacer licuados cada día no hay nada mas agradecido que prepararte uno. Seguro que tengas lo que tengas en la nevera podrás hacerte un buen licuado. Sin necesidad de extraños ingredientes y sin realizar muchas mezclas, te animo a que cada día te hagas un licuado, eso sí, de verduras, de hortalizas, de hierbas aromáticas y como no, de frutas.

Pilar Lloret ©

A mí me gusta tomármelos por la mañana, en ayunas y tirando a ácidos. El limón y el jengibre nunca faltan y siento cómo me ayudan a despertar, a limpiar y por supuesto a depurar. Antes de decidir qué añadir en la licuadora, doy un vistazo a la nevera y siempre hay algunas frutas y verduras más antiguas que urgen ser utilizadas. Puede que tengas algunas que ya no te apetezca tomar y siempre podrás emplearlas para tus licuados.

Habitualmente no suelo combinar mas de una fruta, pero disponía de una piña pequeña, de pocas manzanas y muchos licuados por hacer, así que todo a la licuadora y resultó una mezcla de lo más rica.

Si estas empezando con los zumos verdes éste que te presento puede ser un buen comienzo antes de introducirte en los zumos verdes mas intensos. La piña y la manzana son dos básicos que puedes combinar muy bien con cualquier verdura verde y le aportarán el dulzor necesario sin necesidad de recurrir a otro tipo de endulzantes.

Pilar Lloret ©

Si utilizas verdura o fruta ecológica, te aconsejo que la laves muy bien y no deseches las pieles, ya que gran parte de vitaminas y minerales se encuentran aquí. En el caso del limón sí te recomiendo que lo peles, eso sí dejando bastante parte blanca para licuar, ya que aquí se encuentran gran parte de los estupendos flavonoides (potentes antioxidantes), que tanto nos interesa ingerir. Las cáscaras las suelo emplear para las cremas de cereales del desayuno, o bien rallada en postres, vinagretas, etc., como ves todo se usa.

Espero que lo disfrutes, que te atrevas a mezclar y te apuntes a los saludables Cold Press Juicing mañaneros.

Pilar Lloret ©

LICUADO DE PIÑA, MANZANA, RÚCULA, LIMON Y JENGIBRE

Cantidad: ½ litro

Utensilios: Licuadora

Ingredientes:

1 manzana

½ piña

Un buen manojo de rúcula

½ limón

Un trozo de jengibre de 3 cm.

Instrucciones:

1.- Lava bien la verdura y fruta antes de usar. En el caso de la piña, limón y jengibre primero pélalos.

2.- Corta todo en trozos lo suficientemente pequeños para que quepan con facilidad por el orificio de la licuadora.

3.- Introduce de manera alternativa los trozos de fruta y verdura, para que los trozos mas acuosos ayuden a los mas fibrosos a ser triturados por tu máquina.

4.- Remueve y ya esta listo para tomar!

Notas:

Al añadir a nuestros zumos limón, le estamos aportando un extra de antioxidantes, por lo que ayudaremos a que se oxide el zumo mas lentamente, interesante que lo tengas en cuenta si no lo vas a beber en el momento.

Este zumo es ideal por las mañanas, la mezcla de acido del limón y el amargo de la rúcula, lo hacen un potente depurador del organismo, estimulando la acción hepática y comprobaremos como nos activa de buena mañana!

Las fotografías de este post son de Strobefoto, Stian and David, una pareja muy simpática de fotógrafos que en el menor descuido se me cuelan en la cocina… J Thanks a lot for your pictures!

Y a todos vosotros muchas gracias por leerme y ahora me encantará leerte a ti.

Pilar Ll.